Mejorando “con” y “dentro” de la escuela

Mejorando las escuelas desde el interior ¿Qué quiere decir exactamente? Es un modelo ecológico de cambio, que busca el acceso al potencial que ya se encuentra presente en el contexto de cada institución educativa. Mejorar las escuelas desde su interior requiere de dos supuestos:

  1. Las escuelas tienen la autoridad y la oportunidad de tomar control sobre sus propias acciones y contextos.
  2. Las escuelas comprenden e incluyen a los diversos grupos que forman parte de la comunidad.

El primer supuesto se enfrenta a un desafío, debido a que la mayoría de estas instituciones depende de la jurisdicción estatal o local. Las escuelas poseen áreas específicas en las que pueden impulsar un cambio. Sin embargo, sin el control total de la escuela, la transformación se convierte generalmente en esporádica en vez de holística.

Por el contrario, el segundo supuesto recae mayormente en la responsabilidad de los miembros de la comunidad educativa. Las personas involucradas en el proceso de aprendizaje que se lleva a cabo en la escuela, tales como los administradores, los profesores, los estudiantes y la familia, deberían incluir a una comunidad más amplia, considerando a las empresas o instituciones que tienen la capacidad de apoyarlos con recursos o programas específicos. Esto es necesario para que la cultura de la institución avance hacia un mismo rumbo, con el fin de que exista una meta y un esfuerzo común.

“Mejorar las escuelas desde el interior”

Los expertos temática afirman que la clave se encuentra en que la comunidad completa se mueva hacia una misma dirección. Por este motivo, es primordial que la escuela funcione en base a los siguientes principios:

  1. Resiliencia: buscar formas de hacerse cargo de las necesidades de los estudiantes y de innovar, a pesar de las dificultades y trabas que puedan aparecer en el camino.
  2. Conexión: entre todos los miembros de la comunidad y centrados especialmente en los estudiantes.
  3. Enfoque en los estudiantes y sus aprendizajes.

 

¿Concuerdas con que estos principios son los básicos para el funcionamiento correcto de las escuelas? ¿Qué otros elementos incorporarías? Déjanos tu respuesta en los comentarios.

Publicado en: Comunidad, Innovación

Comentarios (Sin respuestas )

No hay comentarios.

Agregar un comentario